¿A dónde vamos a parar? México atraviesa su mayor inflación en 20 años

La preocupación ya se escucha en los pasillos de supermercados o puestos de tianguis, donde los más afectados son los pobres.

Rumbo al cuarto informe de gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador, México atraviesa la mayor inflación en más de 20 años, derivada de situaciones como la pandemia y la guerra en Ucrania, entre otras, apuntó Juan Carlos Anaya, director del Grupo Consultor de Mercados Agrícolas (GCMA).

El actual gobierno, consideró el especialista, ha sido incapaz de contener el alza de precios en energéticos y alimentos, que por lo regular pegan más a la población de menores ingresos, la prioridad de esta administración.

“Se atenderá a todos los mexicanos sin importar creencias, clases, organizaciones, sexo, partidos, sectores económicos o culturales, pero se aplicará el principio de que, por el bien de todos, primero los pobres”, dijo López Obrador el 1 de diciembre de 2018, en un mensaje a la Nación desde el Zócalo de la Ciudad de México tras asumir la Presidencia.

Ni el Paquete contra la Inflación y la Carestía (PACIC), que presentó el jefe del Ejecutivo Federal con miembros de la iniciativa privada para tratar de contener los incrementos de precios en 24 productos de la canasta básica, ni los subsidios a combustibles han frenado a la inflación que, en lo que va del sexenio, ha sido incluso de más de 50 por ciento en algunos productos indispensables en las mesas de los hogares mexicanos.

Tal es el caso del kilo de tortilla, que ha aumentado en más de seis pesos en promedio a nivel nacional para rondar los 21 pesos, aunque hay ciudades donde se vende incluso por arriba de 30 pesos, de acuerdo con información del Consejo Nacional de la Tortilla.

El pan de caja, otro elemental en la dieta de los mexicanos, tuvo un incremento de unos 26 pesos en lo que va del sexenio y se comercializa en más de 83 pesos en promedio en las principales ciudades del país, mientras que el precio del huevo aumentó casi 20 pesos y hoy se vende por arriba de los 50 pesos por kilo.

El reporte Future Consumer Index, elaborado por Ernst & Young (EY), señala que el aumento del costo de la vida por las alzas en electricidad, gas, comestibles y productos básicos del hogar, es la mayor preocupación de los consumidores en México.

De acuerdo con el estudio, presentado hace unas semanas, 57 por ciento de los encuestados en el país manifestó preocupación por los aumentos de electricidad, gas y agua; y 55 por ciento consideró los aumentos en los comestibles como el tema más inquietante.

Juan Carlos Anaya destacó que la pandemia llevó a las personas a comer más en sus casas y esto tuvo un impacto en los precios en autoservicios y mercados por mayor demanda en hogar.

Añadió que eventos como la sequía en distintas partes del mundo, así como la guerra entre Rusia y Ucrania, aumentaron los precios de materias primas y energéticos, que impactaron costos y precios al consumidor.

A la vez que los precios de productos básicos aumentan, la confianza del consumidor ha venido a la baja en los últimos meses. De acuerdo con el Inegi, en julio el indicador estuvo tres puntos por debajo del nivel registrado en diciembre de 2018 y 7.3 puntos debajo de su máximo histórico alcanzado en febrero de 2019.

La mejora económica tanto para el país como para los hogares en los próximos 12 meses es donde los consumidores mexicanos se han mostrado más pesimistas en los últimos cuatro meses.

Anaya subrayó que si bien el gobierno no puede controlar los precios sí puede intentar contenerlos, o bien, vigilar que no haya especulación y acaparamiento, sin embargo, consideró que los esfuerzos de las autoridades han sido insuficientes.

El heraldo

Arriba
error: Alert: ¡¡El contenido está protegido !!