AMLO advierte que no aceptará construcción de muro migratorio en Istmo de Tehuantepec

La construcción del muro antimigrantes en el Istmo de Tehuantepec fue anunciado por el embajador Ken Salazar.

El presidente Andrés Manuel López Obrador expresó su rechazo a la construcción de un muro en el Istmo de Tehuantepec anunciado por el embajador Ken Salazar como un método de control migratorio y contención de contrabando de droga al sur del país.

Tras ser cuestionado sobre el avance de las obras en conferencia de prensa, el mandatario aseguró que no tenía conocimiento de dichos planes.

“Yo no sabía, por adelantado, no queremos muro en la frontera, mucho menos en nuestro territorio para que no se especule”, dijo y agradeció la decisión de su homólogo Joe Biden de no continuar con las obras del muro fronterizo, insignia del gobierno de Donald Trump.

También descalificó los supuestos planes planteados por el embajador pues considera que son parte de una estrategia propagandística.

Es propaganda con todo respeto, publicidad y no ayuda en nada, lo que ayuda es que se apoye a los países con población pobre que no tienen empleo y que su opción es emigrar para buscarse la vida, para trabajar honradamente en la mayoría de los casos”, comentó.

¿En qué consiste el muro en el Istmo de Tehuantepec anunciado por Ken Salazar?

El representante de Estados Unidos en México, Ken Salazar, anunció en mayo de este año los supuestos planes del Gobierno Federal de construir un muro de 300 kilómetros al sur del país.

Esto durante la ronda de sesiones que tuvo con el gobierno de México en la antesala de la Cumbre de las Américas.

“El gobierno de México tiene un plan, una agenda muy buena para la seguridad por ahí por el Istmo”, indicó en conferencia de prensa desde la embajada de Estados Unidos.

El funcionario detalló que el plan de trasladar el control fronterizo al Istmo de Tehuantepec facilitaría el monitoreo de la migración y del crimen organizado por ser una franja más corta que la del norte.

“Ahí están las llaves para resolver los problemas que tenemos ahora sobre el flujo de la migración al norte y ahí en el istmo, por 300 kilómetros (180 millas) es mas fácil para ver que es lo que esta pasando por 180 millas y no de dos mil millas, entonces es parte de la solución de migración, también es parte de la solución de la seguridad”, afirmó.

Admitió que Estados Unidos busca blindar la región por los oportunidades económicas que ofrece.

“En el sur por el Istmo es importante que pongamos la vista ahí, como lo dice el presidente Lopez Obrador que es un rincón olvidado, nosotros en Estados Unidos estamos poniendo la mirada al sur, porque sí se puede invertir, desarrollar ese lugar por el istmo, por el transoceánico”, dijo.

El Financiero

Arriba
error: Alert: ¡¡El contenido está protegido !!