Así será el Apocalipsis; científicos hacen hallazgo que revela el futuro del sistema solar

Dentro de unos 5 mil millones de años el Sol comenzará su etapa de gigante roja al agotar su combustible y el Apocalipsis llegará, pues el astro engullirá las órbitas de Mercurio, Venus y la Tierra.

¿Es posible saber el futuro? Pues sí, un grupo internacional de científicos con participación del Instituto de Astrofísica de Andalucía (Granada, España) descubrió cómo. En un estudio, que se publicó en la revista Nature, en el que se informa del hallazgo de un sistema formado por una estrella enana blanca y un planeta similar a Júpiter, que permite vislumbrar el posible futuro del sistema solar.

Fuera gracias al análisis de alta resolución obtenidas por el observatorio Keck de Hawái que los investigadores determinaron que la enana blanca recién descubierta tiene un 60 % de la masa del sol, y que su exoplaneta es «un mundo gaseoso gigante» con una masa un 40 % mayor que la de Júpiter. Además, ese mundo gira sobre órbita amplia, a una distancia mínima de unas tres veces la que existe entre la Tierra y el Sol, por lo que sus similitudes con nuestro sistema podrían ser bastantes. 

¿Qué es lo que le depara a nuestro sistema solar? 

Los expertos calcularon que dentro de unos 5 mil millones de años el Sol comenzará su etapa de gigante roja al agotar su combustible y se hundirá bajo su propio peso, por lo que las capas externas se calienten y se dilaten, engullendo las órbitas de Mercurio, Venus y, quizás, la de la Tierra provocando así el principio final de todo en nuestro sistema. Más tarde, la envoltura se expandirá libre formando una nebulosa planetaria en cuyo centro aún brillará el núcleo desnudo de lo que un día fue el Sol, para volverse una estrella enana blanca.

Twitter

Al cargar el tuit, acepta la política de privacidad de Twitter.
Más información

Cargar tuit

Los científicos creían que los planetas de tipo joviano podían sobrevivir a la muerte de sus estrellas, pero la evidencia era casi nula, pero con este hallazgo se confirma que los planetas que orbitan a una distancia suficientemente grande pueden seguir existiendo después de la muerte de su estrella», de acuerdo con Joshua Blackman, autor principal del estudio e investigador de la Universidad de Tasmania (Australia). 

«Este sistema es un análogo a nuestro propio sistema solar y sugiere que Júpiter y Saturno podrían sobrevivir a la fase de gigante roja del Sol», agregó. Al respecto, la investigadora del Instituto de Astrofísica de Andalucía Camilla Danielski, quien también participó en el hallazgo, detalló que «el 97 % de las estrellas de nuestra galaxia se convertirán en enanas blancas y este descubrimiento y los que le sigan nos permitirán vislumbrar el futuro de los exoplanetas».

¿Qué es una enana blanca? 

De acuerdo con la Sociedad Española de Astronomía (SEA) las enanas blancas son estrellas muy pequeñas y calientes, pero de masas comparables a la del Sol. En su sitio web explican que típicamente su radio es del orden de una centésima parte del radio solar, su temperatura unos 10 mil K (por lo que se ven de color blanco) y su masa la mitad del Sol. No obstante, al ser tan pequeñas, su brillo total es también escaso y son difíciles de observar. Las enanas blancas representan la fase última de la existencia de las estrellas similares al Sol.

El Heraldo de México

error: Alert: ¡¡El contenido está protegido !!