¿Estamos en peligro? NASA estudia una enorme explosión solar sin precedente; el caso es un misterio

Con la información recabada de esta explosión solar se podría diseñar un mecanismo preventivo y así evitar daños a astronautas y tecnologías terrestres.

Una rara y enorme explosión de múltiples etapas ocurrida en el Sol está siendo estudiada por científicos de la NASA, puesto que este fenómeno que podría ayudar a comprender mejor las causas de las impredecibles erupciones solares, las cuales son muy peligrosas, porque las partículas solares durante las tormentas o explosiones solares podrían dejar inutilizados los satélites y la infraestructura electrónica, además de representar un riesgo de radiación para los astronautas y las personas en aviones.

La explosión, bautizada como Piedra Rosetta, se caracterizó por presentar componentes de tres tipos diferentes de erupciones solares, las cuales por lo normal ocurren por separado, siendo esta la primera vez que se informa de un evento de este tipo, lo cual es muy interesante para los investigadores.

Un evento sin precedentes y peculiar

Los expertos explican que este evento es como “una Piedra Rosetta solar”, en referencia a célebre estela que ayudó a descifrar la escritura egipcia. Y es que el estudio de este evento permitiría a los científicos traducir lo que saben sobre cada tipo de erupción solar para comprender a su vez los otros tipos de erupciones.

«Este evento es un eslabón perdido donde podemos ver todos esos aspectos de los diferentes tipos de erupción en un pequeño paquete. Estas erupciones son causadas por el mismo mecanismo, pero a diferentes escalas», explicó Emily Mason, autora principal del nuevo estudio, que próximamente se publicará en la revista Astrophysical Journal Letters.

Detalló que las erupciones en el Sol se presentan en una de tres formas: una eyección de masa coronal (CME), un chorro o una erupción parcial, precisan los investigadores. Las CME arrojan partículas y energía en forma de enormes burbujas que se expanden, mientras que los chorros lo hacen como estrechas columnas de material solar. A su vez, las partículas no acumulan suficiente energía para salir despedidas del Sol, por lo que la mayor parte de materia vuelve a caer sobre la superficie. 

Este suceso fue captado entre el 12 y 13 de marzo de 2016 por observatorios de la NASA y la Agencia Espacial Europea, con la información que se recabó se hizo un modelaje y se espera poder descubrir los mecanismos detrás de todas las erupciones solares, algunas de las cuales pueden resultar peligrosas para los astronautas, equipos espaciales e incluso para tecnologías en la Tierra. La idea es diseñar un mecanismo que pueda predecir el suceso con varias horas de anticipación para poder hacer algo al respecto.

El Heraldo de México

Sobre Nosotros

Es un periódico que se publica solo de Lunes a Viernes en la capital chiapaneca y todas las noticias que se generen
en el transcurso de la mañana se imprimen al medio día, es el primer periódico de la tarde en el Estado.
Expone sus páginas con información fresca y veraz la cual es responsabilidad de cada uno de sus reporteros y articulistas.

Mira la Edición Impresa de Hoy

Más artículos
La increíble imagen de la gimnasta ‘decapitada’
error: Alert: ¡¡El contenido está protegido !!