INAH investiga caos de guías de turistas “piratas” en zona arqueológica de Chichén Itzá

El Instituto Nacional de Antropología Historia turnó a las autoridades turísticas estatales y federales que verifiquen los procesos de acreditación de los guías, para evitar que sigan las afectaciones a los turistas

El Instituto Nacional de Antropología Historia (INAH) en Yucatán dio a conocer que  abrió un expediente en el departamento jurídico para investigar las irregularidades en torno a los guías de turistas de la zona arqueológica de Chichén Itzá, quienes supuestamente ofrecen recorridos a los visitantes sin contar con los conocimientos profesionales ni la capacidad para hacerlos correctamente.

También informó que se ha turnado el caso a las autoridades estatales y federales en materia de turismo para que, en el cumplimiento de sus atribuciones y facultades que la Ley General de Turismo les otorga, realicen los procesos de verificación de dichos guías.

Cabe mencionar que en las últimas semanas surgieron quejas por parte de turistas que visitaron Chichén Itzá, ya que vivieron malas experiencias con guías de turistas que les cobraron una importante cantidad de dinero para los recorridos, pero sin brindar información fidedigna sobre la cultura maya, además de que el servicio fue de mala calidad.

Algunos de los guías de turistas incluso ofrecen recorridos en el Castillo de Kukulcán, cuando desde hace años que el INAH prohibió el acceso al público a esa pirámide.

Sobre este caso, el jefe del Jurídico del INAH en YucatánJosé Arturo Chab Cárdenas, señaló que los guías de turistas están regidos no solo por la Ley General de Turismo, que es de carácter federal, sino también por la Ley para el Fomento y Desarrollo del Turismo en Yucatán, que es un ordenamiento estatal, por lo que los servicios turísticos prestados están obligados a dar cumplimiento y no violentar a la Ley Federal Sobre Monumentos y Zonas Arqueológicos, Artísticos e Históricos, por lo que remitió  a las autoridades pertinentes la denuncia para su oportuna atención. 

“De igual modo, de conformidad a los artículos 8 y  14 de la Ley de Fomento y Desarrollo del Turismo en Yucatán, los Prestadores de Servicios Turísticos están obligados a prestar servicios sin violentar las disposiciones establecidas en la normatividad vigente y proporcionar los bienes y servicios ofrecidos en las condiciones y términos adecuados, debiendo cumplir los precios, tarifas, promociones, reservaciones, y demás prestaciones acordadas, en los términos anunciados, ofrecidos y sin alteración a la verdad”, dijo el abogado.

Por cierto, la Asociación de Guías Turísticos de Yucatán denunció que la Secretaría de Turismo federal (Sectur) está emitiendo licencias “al vapor” para personas que no son profesionales, lo que está provocando este caos en la zona arqueológica.  

Además, sospechan de una “mafia” en la que se venden estos certificados para que dichos guías puedan operar en Chichén Itzá, a pesar de no estar capacitados adecuadamente.

El Heraldo de México

Arriba
error: Alert: ¡¡El contenido está protegido !!