Papa Francisco acepta la renuncia de un arzobispo que admitió tuvo una relación con una mujer

El Santo Padre designó al exarzobispo de Marsella, Georges Pontier, como administrador apostólico de París

El Papa Francisco aceptó la renuncia del arzobispo de París, Michel Aupetit, tras admitir que mantuvo una relación «ambigua» con una mujer en 2012, informó el Vaticano.

Aupetit explicó ayer que se ofreció a dejar el puesto para «preservar a la diócesis de la división que siguen provocando la sospecha y la pérdida de confianza».

Asimismo, informó que el Papa designó al exarzobispo de Marsella, Georges Pontier, como administrador apostólico de París.

Michel Aupetit, que estaba al frente de la Iglesia de París desde 2018, envió una carta a Francisco ofreciendo su renuncia, después de que un reporte en la revista semanal Le Point reveló que tuvo una relación íntima y consentida con una mujer. Aupetit dijo que no mantuvo relaciones sexuales con esa persona.

El artículo se basó en varias fuentes anónimas que dijeron haber visto un correo electrónico de 2012 que Aupetit envió por error a su secretario. Sin embargo, él negó ser el autor del mensaje.

El arzobispo, que se despidió de la «pesada carga de la diócesis de París tratando de cumplirla con fervor y dedicación», dijo tener «el corazón profundamente en paz», tras reconocer que le habían «preocupado mucho los ataques» de los que ha sido objeto. 

La noticia se produce cuando la Iglesia católica en Francia se tambalea por la publicación en octubre de una importante investigación que encontró que clérigos franceses abusaron sexualmente de más de 200 mil niños, durante los últimos 70 años.

Ante esta situación, Eric de Moulins-Beaufort, director de la Conferencia Episcopal de Francia, dijo a principios del mes pasado que la Iglesia de ese país vendería propiedades y, si fuera necesario, solicitaría préstamos para crear un fondo para compensar a todas las víctimas.

Sólo el Papa puede designar, destituir a los obispos o aceptar sus renuncias. Aupetit tiene 70 años, cinco menos que la edad de jubilación de los prelados.

El Pontífice ha rechazado las renuncias de otros prelados envueltos en escándalos.

El Heraldo de México

Arriba
error: Alert: ¡¡El contenido está protegido !!