Se reportan más fugas en el gasoducto de Nord Stream

Suecia informó de una cuarta ruptura. Otan acusa un sabotaje imprudente 

Los guardacostas de Suecia detectaron ayer una cuarta fuga en los gasoductos Nord Stream que conectan Rusia con Alemania a través del mar Báltico, incidentes denunciados por la OTAN como un “imprudente” sabotaje.

Estos conductos que discurren casi en paralelo han estado en el centro de las tensiones desencadenadas alrededor del corte del suministro del gas ruso a Europa, en respuesta a las sanciones occidentales por la invasión de Ucrania.

Blanco de las sospechas occidentales por este presunto sabotaje, Rusia se defendió señalando a Estados Unidos y obtuvo una reunión del Consejo de Seguridad de la ONU hoy para abordar la cuestión.

Durante una conversación con su homólogo turco, Recep Tayyip Erdogan, el presidente ruso, Vladimir Putin, “dio su punto de vista sobre este acto de sabotaje sin precedente, en realidad, un acto de terrorismo internacional”, dijo el Kremlin.

“Es muy difícil imaginar que un acto terrorista de este tipo pueda ocurrir sin la participación de un Estado”, declaró previamente el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, llamando a “una investigación urgente”.

La Guardia Costera de Suecia dijo que existen en total cuatro  fugas en los gasoductos, dos en su zona económica exclusiva y otras dos en la de Dinamarca, todas en aguas internacionales.

El cuarto escape está situado en el noreste de la isla danesa de Bornholm, por encima del gasoducto Nord Stream 2, precisaron los guardacostas.

A principios de semana se habían comunicado tres fugas, dos en Dinamarca y una en Suecia, después de dos supuestas explosiones el lunes cerca de Bornholm.

Los gasoductos, operados por un consorcio controlado por el gigante ruso Gazprom, no están operativos debido a la guerra en Ucrania, pero contienen gas. La OTAN dijo que los daños en estas infraestructuras habían sido “deliberados”. 

El Heraldo de México

Arriba
error: Alert: ¡¡El contenido está protegido !!