Tina Turner revela unos de sus secretos más íntimos en cinta presentada en la Berlinale

Please log in or register to like posts.

Berlín. Tina Turner, una de las figuras más importantes de la música rock y pop, reveló algunos de sus secretos más íntimos y capítulos más oscuros de su vida en un documental estrenado ayer en la Berlinale.


La cantante estadunidense, cuya carrra se remonta a los años 60 y quien vive en Europa, ha sido motivo de inspiración de muchas personas tras relanzar su carrera entrada en sus 40 años, en la década de 1980.
El documental Tina sobre su vida no forma parte de ninguna de las competencias del Festival de Cine de Berlín, pero forma parte de la larga tradición del festival de exhibir películas sobre importantes figuras del mundo de la música.
“La historia de Tina realmente no tiene precedente”, señalaron Dan Lindsay y TJ Martin, directores de la cinta.
Turner, de 81 años, dio a los cineastas acceso a su extenso archivo privado, gran parte del cual no había sido visto ni oído hasta ahora.
Entre las 15 películas que competirán por el Oso de Oro en la edición número 71 del Festival Internacional de Cine de Berlín en su versión virtual, se encuentran filmes acerca de la guerra civil libanesa (Memory Box), un humanoide (la alemana Ich bin dein Mensch), el debut como director del actor hispano-alemán Daniel Brühl (Nebenan) y en torno a la corrupción que hay en la policía mexicana (Una película de policías, de Alonso Ruizpalacios).
Crudo relato sobre las personas sin techo
Por otro lado, Carlos Alfonso Corral (Ciudad Juárez, 1989), quien se define como chicano, presentó en la sección de Panorama la cinta Dirty Feathers (plumas sucias en español) en la que documenta la cotidianidad de personas sin techo en El Paso, Texas.
La crudeza del relato de Corral estremece desde la primera escena. “Estoy muerto”, afirma una de las personas sin techo al mostrar los bolsillos de su pantalón vacíos.
Aunque son un total de 24 las voces de las personas sin techo de acuerdo con los créditos del documental, cual piezas de un complejo rompecabezas que en un principio no permite vislumbrar la totalidad, el hilo conductor son las vidas de la pareja de Brandon y Reagan, así como de Nathan y Ashley.
Corral logra que el espectador se adentre en una amplia gama de reflejos del alma de cada uno de sus entrevistados; son relatos impregnados de dolor, desesperación y desamparo ante una situación límite como vivir en la calle; sus vidas se sostienen por la solidez que puede dar no perder la dignidad, en el sueño de lograr una vida diferente, disfrutar de pequeñas alegrías y compatir experiencias similares.
Sin preconceptos y logrando un emotivo acercamiento, Corral documenta de igual forma el aspecto institucional bajo el cual el gobierno de Estados Unidos resuelve o intenta solucionar esta problemática llevando su cámara a un centro de ayuda donde las personas sin techo reciben alimentos y espacios para dormir y asearse.
Carlos Alfonso Corral rodó en blanco y negro con la clara intención de evitar interpretaciones superficiales que el color pudiera generar en la exploración de lo que el llama el paisaje interno de sus personajes.
Albatros, un drama francés
Por otra parte, el francés Xavier Beauvois presentó en competencia Albatros, drama que aborda la profunda depresión que sufre el policía de un pequeño pueblo de Normandía cuando se ve obligado a usar su arma para evitar el suicidio de un agricultor disparándole a las piernas, con fatales consecuencias.
La historia está inspirada en los suicidios de agricultores franceses que desde hace algunos años el mundo atestigua con una especie de espasmo e incredulidad. Algunas informaciones señalan que cada dos días uno termina con su vida ante la desesperante situación que enfrenta por la imposibilidad de pagar deudas adquiridas para el funcionamiento de su granja.

Deja una respuesta