¿Viruela del mono amenaza con convertirse en pandemia? Esto dicen especialistas

El mundo está por llegar a los 40 mil casos de esta enfermedad, cuyo brote apenas inició en mayo pasado.

Más de 35 mil casos de viruela del mono se han confirmado en 92 países, una cifra que representa un aumento del 20 por ciento respecto a la semana anterior, alertó la Organización Mundial de la Salud (OMS).

La epidemia de esta viruela símica enciende las alarmas respecto a otra posible pandemia después de la del COVID-19, que dejó estragos enormes en materia de salud y economía en todo el mundo. Por la rapidez con que han aumentando los casos, especialistas consideran la probabilidad de que el mundo quede bajo condiciones similares.

“El problema de las infecciones de la viruela del mono es que sí se están saliendo de control. Tenemos casi 40 mil casos alrededor del mundo, recién empezamos en mayo. Parece que sí se viene otra pandemia aunque, comparada con la de COVID, la mortalidad es baja, hasta ahora solo hay 12 muertes confirmadas”, refirió la doctora y especialista en Respuesta a Desastres y Crisis, Ekaterina Kostioukhina en EF MeetPoint. Viruela símica, ¿estamos ante una alerta sanitaria?

“Es cuestión de tiempo que le demos este nombre, esto significaría que organizaciones van a destinar fondos y utilizar estrategias de mitigación más fuertes”, precisó.

Para Jorge Baruch, jefe de la Cínica del Viajero en UNAM, una de las condiciones que pudieran orillar a una declaración de pandemia tiene que ver con el nivel de afectación de los sistemas de salid.

“Es una epidemia que parece estar contenida en un grupo poblacional específico. Definitivamente tiene que haber una afectación importante en los sistemas de salud para que pueda declararse una pandemia (…) La importancia radica no solo en que la viruela del mono se puede contagiar de un animal, como roedores o humanos, ya hay contagio sostenido entre humanos, este contagio puede llegar a ser tan efectivo como para que el contacto de piel con piel sea suficiente para adquirir la infección y transmitirla”, refirió el especialista.

El pasado 17 de agosto, el director general de la agencia de la ONU, el doctor Tedros Adhanom Ghebreyesu, destacó que solo durante la semana pasada se notificaron cerca de 7 mil 500 casos de la enfermedad.

“Casi todos los casos se están notificando en Europa y las Américas, y casi todos los casos se siguen notificando entre hombres que tienen relaciones sexuales con hombres, lo que subraya la importancia de que todos los países diseñen y ofrezcan servicios e información adaptados a estas comunidades que protejan la salud, los derechos humanos y la dignidad”, alertó.

Tedros instó a que el objetivo principal de todos los países sea garantizar su preparación ante el padecimiento y frenar la transmisión usando herramientas de salud pública, tales como la mejora de la vigilancia de la enfermedad, el rastreo cuidadoso de los contactos, la comunicación de riesgos adecuada y la participación de la comunidad, así como las medidas para reducir los riesgos.

El Financiero

Arriba
error: Alert: ¡¡El contenido está protegido !!